17 julio 2007

Avión de LADE quedó varado en Puerto Madryn por falla en su tren de aterrizaje

Una aeronave que cubría el trayecto Buenos Aires-Ushuaia quedó varada varias horas en el Aeropuerto “El Tehuelche” el 16Jul2007 a causa de un desperfecto técnico en su tren de aterrizaje delantero, según confirmó el titular de la línea aérea estatal LADE en la ciudad.
El aparato, un Fokker F-28 4000, dependiente de la I Brigada Aérea con asiento en El Palomar, sufrió el desperfecto técnico en pleno vuelo, a aproximadamente diez minutos de su arribo a la estación aérea de Puerto Madryn y merced la pericia de su tripulación toda la operación de aterrizaje fue un éxito. Los pasajeros no llegaron a enterarse de la anomalía que sufría el aparato gracias a la seguridad del piloto y a la alta capacitación que los entrenamientos le han aportado para superar este tipo de inconvenientes, ya que conocen a la perfección el tipo de mecánica que tienen los aviones que vuelan. Recordemos que en cada tripulación militar, ya que esta es una unidad de la Fuerza Aérea Argentina, vuela un mecánico de aeronaves, quien asesora permanentemente a sus camaradas ante cualquier tipo de inconveniente.
El vuelo había partido a hora temprana desde el Aeroparque Jorge Newbery y su tripulación detectó la fuga de líquido hidráulico en el sistema de dirección de el “tren de rodaje de nariz” de la aeronave cuando comenzaba a volar sobre el Golfo Nuevo.
El avión, que llegaba a las 9:45 a Madryn, informó a la torre de control que diez minutos antes de su aterrizaje, presentaba una fuga de líquido hidráulico y que no tendría problemas para su aterrizaje, pero sí para un posterior guiado de la aeronave sobre tierra. “Una vez que terminara su frenado sobre la pista no tendría sistema de dirección” informó Mario Gallardo, gerente de LADE en Puerto Madryn. El Fokker tocó pista y detuvo su marcha en la cabecera oeste de “El Tehuelche”, y allí se comprobó que “efectivamente tenía una bomba hidráulica descompuesta. Con todas las medidas de seguridad que impone la situación se trasladó a la totalidad de los pasajeros hacia las instalaciones del aeropuerto” explicó Gallardo.
El problema estuvo centrado “en el sistema de guiado de la rueda ‘de nariz’, la que le da movimientos hacia la derecha e izquierda a la aeronave mientras está tocando el suelo. En tierra no hubo ningún inconveniente con los pasajeros, fue un aterrizaje normal, con todos los medios de seguridad del aeropuerto que funcionaron como corresponde, todo salió perfectamente bien”, destacó el responsable de LADE en Madryn. Agregó que minutos después de haber hecho la revisión técnica primaria en la cabecera de la pista, se consiguió una “lanza” para efectuar su remolcado hasta la plataforma de estacionamiento de aeronaves y así despejar la pista, ya que cerca de mediodía se aguardaba que operara el vuelo de la empresa Andes y si el aparato de LADE quedaba allí, tornaría inoperable el aeropuerto.Gallardo aseguró que inmediatamente se pidió que enviaran otro avión desde Buenos Aires con el repuesto que permitiera continuar el vuelo, o que hiciera seguir viaje a los pasajeros mientras el sistema hidráulico era reparado. El gerente local de LADE, Mario Gallardo puso especial énfasis en remarcar que “esta es una falla fortuita, no por falta de esto o lo otro” , para desvirtuar cualquier tipo de sospecha respecto a alguna falta de mantenimiento. “Ocurre que genera alarma debido a que se debe solicitar la implementación del operativo de seguridad debido a los pasajeros que viajan a bordo”, agregó.Los repuestos fueron enviados a bordo de otro aparato de la Fuerza Aérea Argentina, el que continuó su ruta hacia el aeropuerto de Río Gallegos con parte de los pasajeros, en tanto que luego de haber sido concretadas las reparaciones en el tren de aterrizaje, el resto de los viajeros abordó nuevamente el T-50 para seguir viaje con destino a El Calafate y Ushuaia. Ni se enteraron Llamativamente, los pasajeros que viajaban a bordo de este avión que sufrió el desperfecto en pleno vuelo, ni siquiera se enteraron del fallo que presentaba la aeronave sino hasta que detuvo su marcha y quedó allí estacionada en la cabecera de pista.Así lo hizo saber una joven madre, que viajaba junto a un bebé de dos años hacia Río Gallegos, donde al mediodía la aguardaba un familiar para continuar viaje hacia la localidad de Puerto Santa Cruz.“Nadie nos comentó nada” aseguró la mujer. “Ni siquiera llegamos a asustarnos, pues nos enteramos de la falla cuando nos iban a buscar en vehículos para traernos hasta el aeropuerto” señaló.“Afortunadamente no hubo consecuencias graves” destacó, para luego seguir caminando por el salón con su bebé en brazos, con total desconocimiento respecto al momento en que podrían continuar viaje hacia el sur del país.Según explicó además, “no es la primera vez que utilizo este vuelo, pero sí es la primera vez que tiene una falla. No sé si seguiré haciendo esta ruta con LADE”, remarcó temerosa.Líneas Aéreas del Estado asistió permanentemente a los pasajeros que quedaron varados en “El Tehuelche”, a quienes trasladó hacia un restaurante céntrico de Madryn, en sendos ómnibus, para que puedan almorzar mientras llegaba el repuesto del Fokker, para luego continuar viaje. Fue “Tango 02” el avión que protagonizó este incidente en Madryn es identificado como T-50 e integró la flota de Aviones Presidenciales bajo la matrícula T-02, luego de que se lo remotorizara allá por Mar2006 con dos motores Rolls-Royce Spey 555-15N comprados de segunda mano en diciembre de 2005. El Fokker F-28, ya tiene más de 30 años de uso y capacidad para 60 personas. Ayer, al momento del incidente viajaba con su pasaje completo. Para Ene2006, cuando se remotorizó a este Fokker, la I Brigada Aérea tenía solamente tres aviones operativos, ya que 5 aparatos C-130 estaban fuera de servicio por falta de motores desde el año 2000 o por averías generales, 3 Boeing 707 fuera de servicio, y un cuarto Boeing 707 en un D-Check. Los únicos operativos eran tres aviones, el Fokker F-28 4000 (T-50) que ayer sufrió una avería en Madryn, un Hércules C-130H (TC-70) al que no le funcionaban sus tanques subalares, y un Lockheed L-100-30 (TC-100).
Fuente: El Diario de Madryn.