10 febrero 2006

Un Jumbo llamado Juan Trippe

Cuando el avión N747PA arribó a la Argentina, para operar con Aeroposta, la máquina en si era toda una leyenda. Se trataba del primer Jumbo recepcionado por la Pan American, y el primero en el mundo en iniciar operaciones regulares con la empresa aerocomercial. Después de muchas idas y venidas en sus últimos años con la malograda y legendaria compañía americana, este aparato tomaría una pequeña revancha sobre una ruta en la cual supo operar durante mucho tiempo: Miami - Buenos Aires. Por otra parte, el nombre Aeroposta remitía a la fuente de la historia aeronáutica argentina. Sin embargo estos títulos, solo hacían referencia a una empresa totalmente independiente a la antecesora, que supo obtener pequeños logros en la explotación de un mercado poco o nada explotado en el país, como lo eran los vuelos chárter. Aun así, Aeroposta llegó a convertirse en la segunda operadora local en emplear el majestuoso Boeing 747. 
La aeronave en cuestión, realizó su primer vuelo el 11Abr69, y fue entregada a la
Pan American World Airways el día 03Oct70 con el nombre “Clipper America”. Seguramente por su identidad fue empleado publicitariamente en más de una producción corporativa.
El día 30Jul71, mientras operaba el vuelo PA-845, desde Los Ángeles a Tokio, mientras despegaba de San Francisco con destino a la capital japonesa, en la maniobra de despegue el avión golpeó el sistema de iluminación de aproximación, estructuras ubicadas fuera del limite de la pista. La tripulación continuó el vuelo, realizando circuitos sobre el océano, al tiempo que descargaba combustible. Finalmente regresó para aterrizar en San Francisco, efectuando un aterrizaje de emergencia violento. Al detenerse la maquina, la tripulación ordenó una evacuación, durante la cual 27 pasajeros resultaron heridos al salir de la aeronave, ocho de los cuales sufrieron graves lesiones en la espalda. La magnitud del daño bien podría haber significado descartar la aeronave. Pan Am se encontraba sumamente endeudada para sostener el programa del Jumbo, por lo que hubiera sido perjudicial a perder un activo valioso. Por ende afrontó el costo de la reparación, que resultó sustancialmente menor que al costo de adquirir un aparato de reemplazo. 
Tras retornar al servicio, durante un tiempo a partir de 1973 operó en África con la empresa Air Zaire. A su retorno del alquiler, el avión fue rebautizado como “Clipper Sea Lark” y posteriormente “Clipper Juan T. Trippe”.
Durante Mar/Abr75 el N747PA fue utilizado intensamente para realizar los últimos vuelos chárter cargados de contingentes ante la inminente capitulación en Vietnam. En Ene88 fue provisto de una compuerta de carga lateral, permitiéndole realizar operaciones de carga.  En Nov90 el N747PA fue uno de los aviones civiles empleados en el despliegue de personal militar de las fuerzas armadas de los EE.UU. Volando a Arabia Saudita y formando parte de la  Operación Escudo / Tormenta del Desierto. El avión fue adquirido por General Electric Capital Corp. y alquilado nuevamente a Pan Am por el denominado proceso de lease -back. De esta manera el reactor voló con la firma hasta el cese de las actividades el día 04Dic91. El Boeing 747 permaneció almacenado junto con la mayor parte de la flota remanente de Pan Am.

En Argentina

Merced a la pseudo desregulación de los servicios aéreos en Argentina, Aeroposta se lanzo al mercado del chárter internacional. Amparada en el Decreto 1367/1991 dictado por el Poder Ejecutivo Nacional el 23Jul91, el cual resumía: "Se autoriza a Aeroposta SA. a explotar servicios no regulares internacionales de transporte aéreo de pasajeros y carga". Para tal fin se acordó con la empresa americana Rich International la realización de una serie de vuelos, empleando un Lockheed L1011 Tristar. Finalmente, Aeroposta consiguió el apoyo financiero de la firma General Electric (GE), que le suministró el Boeing 747 en cuestión a partir del 09Jul92. Más allá de matricula americana, el avión preservó su nombre "Juan Trippe", desprovisto del Clipper que le antecedía. El aparato era el número 2 de la salida de montaje. La compañía había dispuesto un esquema propio, bastante sencillo, luciendo enteramente blanco con líneas a lo largo (rojas y azules). Sobre el timón se emplazó el logo de la empresa a modo de lemniscata.
-La apuesta de la empresa argentina contempló hasta juguetes corporativos-

Con la introducción del Boeing 747, Aeroposta incrementó el volumen de operaciones. Las cuales se habían iniciado en Dic91, con destino a Miami. Pronto se dispuso que cuando las plazas del jumbo no eran cubiertas en un porcentaje óptimo, se acudía al subalquiler de aeronaves de menor porte, como el Douglas DC-8 5H-HAS, que era operado localmente por la empresa uruguaya Pluna.
A partir de Jul92 la empresa comenzó a cubrir vuelos a Santo Domingo y Aruba. La razón del éxito, según los responsables de la firma, era la de no emitir pasajes al público, sino que se trabajaba directamente con diversa agencias de viaje que comercializaban los vuelos completos, listos para despegar. De esta manera algunos destinos surgían de las necesidades que dictaba el mercado.
Aeroposta contaba con un despacho propio de sus aeronaves y el pasajero recibía a bordo un a atención personalizada. A bordo era posible elegir el menú entre varias opciones, a diferencia de algunas aerolíneas regulares. Además todas las bebidas corrían a "canilla libre". Otra de las atracciones estaban constituidas por entretenimientos electrónicos para niños. En el último tiempo de la empresa, se incorporó el sistema de freeshop a bordo.
El avión de Aeroposta tenía capacidad para transportar hasta 472 pasajeros. Vale recordar que este aparato, había sido recorrido totalmente por
PAN AM, antes de su cese de operaciones, y sus interiores presentaban todas las comodidades introducidas por Boeing en los 747-400.
-Cartilla de seguridad de los 747 de Aeroposta-

Ante la caída de la demanda de viajes el N747PA y otra aeronave similar que se había tomado en arriendo, fueron subalquilados a principios de 1993 a la compañía nigeriana Kabo Air .La empresa africana tomó los aviones con el fin de realizar vuelos a La Meca.
 Mientras tanto las operaciones de Aeroposta eran cubiertas por un Douglas DC-8 alquilado a la compañía Buffalo Airways de EE.UU. Promediando Ago93 la empresa sufrió un conflicto con su personal, situación que motivo la suspensión temporaria de sus actividades. Los Boeing 747 retornaron a manos de GE, y de inmediato se trató alquilar una aeronave de reemplazo. La empresa continuó sus operaciones irregularmente. Para fines de 1993 la situación se tornó insostenible, suspendiéndose todas sus actividades de forma definitiva. Algunos de los vuelos anteriormente contratados, fueron tomados por Aerocancún, sin embargo numerosos pasajeros en Miami, quedaron varados, con la imposibilidad que les reconocieran su derecho a viajar.
Una vez devuelto el Boeing 747 a General Electric, la aeronave fue detectada 11Ago93 almacenada en Mohave. Un reporte del 10Nov93 la sitúa en Portland Oregón, y finamente  fue vista en San Bernardino/Norton ABF a partir del 09Mar94. Allí sobrevivió hasta que entre Oct/Dic99 fue desarmado. Previamente el fuselaje había sido dañado severamente por un vendaval.
Después de décadas de volar a casi todos los continentes, los restos del "Juan Trippe", nombre del fundador de Pan Am, fue adquirido durante el año 2000 por un pareja surcoreana por $ 1 millón de dólares. Según reportes de la época, el pago se realizó en efectivo y la suma correspondían al monto que habían conseguido de los fondos de retiro. Las tareas de traslado hasta Corea del Sur demandaron 100.000 dólares adicionales. El avión viajó en 62 partes embalados en contenedores gigantes. En el país asiático recaló en Hopyeong, Namyangju, donde se lo transformó en un restaurante temático. El 747 recibió un esquema símil "Air Force One", aun así preservó dos cosas, su registro N747PA y el nombre "Juan Trippe".
Pero tempranamente esta empresa fracasaría en 2005. La pareja manifestó que habían buscado sin éxito un comprador para el avión, que se encontraba emplazado en un lote suburbano denominado Mokpo a 40 kilómetros al noreste de Seúl. Como dato anecdótico, una de las góndolas de un motor se había convertido en un letrero que exhibía el menú del día. Teniendo en cuenta el tamaño del 747, el fuselaje lograba acomodar fácilmente más de 150 mesas. Per ola penosa realidad indicaba que se necesitaba un barril de combustible cada dos días para calentar el interior. La pareja sobrevivió un tiempo, en una construcción del fuselaje vendiendo fideos. La ubicación del restaurante había resultado desafortunada porque es difícil llegar desde una autopista cercana. A fines de 2010, previo a su canibalización, los propietarios habían sido contactados por varios compradores potenciales, incluidos empresarios japoneses que querían exhibir el "Trippe" en Tokio. Entre los pocos interesados se encontraba un grupo religioso que quería mover el avión y convertirlo en una iglesia. 
Si bien hubo peticiones y campañas de numerosos entusiastas de la aviación para preservar el avión histórico, el desmantelamiento de la nave se produjo 10 años y cuatro meses después de la compra del Jumbo en California.

De los restos del avión, lograron salvarse tres secciones principales del fuselaje, los cuales recalaron en 
en Wabu-eup, Namyangju. Siendo empleados por la Iglesia Arumdaun Deokso. Al borde de una carretera y con un esquema más similar a Korean Airlines, luce más corto que un 747SP. ¿Será este el verdadero fin del "Juan Trippe"?
Detalle de la aeronave
* cn.19639/2 Boeing 747-121 - FF. 11Abr69 - N747PA Pan Am 03Oct70 "Clipper America", N747QC Air Zaire 21Nov73, N747PA Pan Am 31Mar75 "Clipper Juan T. Trippe" convertido en 747-121SCD 15Oct88, General Electric Company Jul90, Pan Am Jul90 lb. Almacenado 04Dic91, Aeroposta 13Jul92, Kabo Air 01May93, Aeroposta 24Jun93, Almacenado en Portland Oregon 10Nov93, trasladado a Norton AFB en San Bernardino, California Mar94. Desmantelado Entre Oct/Dic99 - Enviado en partes a Corea del Sur.