13 junio 2018

"Matones" en Bolivia

-Imagen modificada del helicóptero HA-MMY-
Sabida es la participación de helicópteros Kamov Ka-32A11BC con la empresa Helicópteros del Pacifico en territorio chileno. También algunos elementos similares fueron alquilados desde España durante algunas temporadas estivales, actuando principalmente en la extinción de incendios forestales. -ver ModoCharlie-. Revisando algunas listas, se detectó la presencia de un par de helicópteros Ka-26 en Bolivia, lo que suscitó el pertinente interés de las presentes "Rara Avis".
Kamov es un constructor de helicópteros, descendiente de la antigua OKB surgida en 1948 en la Unión Soviética a cargo de Nikolái Kámov. En el tiempo, la firma se especializó en helicópteros equipados con rotores coaxiales contrarrotativos, que brindan una alta maniobrabilidad, fácil desempeño sobre pequeñas áreas. En particular el Ka-26 entró en producción en 1966, habiéndose ensamblado cerca de 850 unidades. Los primeros ejemplares contaba con una única planta de poder. Todas las variantes que han ido surgiendo Ka-26/126/128/226 portan la antigua y tradicional designación de la OTAN "Hoodlum" -Matón-. La versión derivada con dos motores turboeje es el Ka-226. El fuselaje del Ka-26 consta de una cabina de mandos en forma de burbuja montada sobre una estructura particular, -Podría decirse difícil de relacionarse con algo que vuele-. El aparato puede configurarse con diversos elementos desmontables, que le permite efectuar tareas de evacuación médica, transporte de pasajeros, como así también tareas agrícolas. Situación que lo posiciona como muy versátil. Dadas sus reducidas dimensiones, como así su agilidad, puede operar en áreas de reducido espacio, llegándose a posar sobre camiones en movimiento. Como muchos productos surgidos bajo la denominada "Cortina de Hierro", su principal debilidad radica en su planta motriz. El aparato está provisto de dos motores radiales Vedeneyev M-14V-26 de 325 CV (242kW) montados sobre góndolas exteriores. Estos motores a pistón, requieren un mantenimiento intensivo, u su potencia se ve exigida cuando lo someten a tareas de fumigación, con exceso de carga. A causa de la baja altura del rotor inferior cuando se lo configura en versión para pasajeros, se requiere que estos  accedan a la nave desde la parte trasera si los rotores están girando, ya que, desde la parte delantera las aspas pueden llegar a herir la cabeza de una persona.
Desde finales de 2016, dos de estas aeronaves han sido reportadas en Bolivia, siendo basadas en Santa Cruz de la Sierra. Los aparatos, con pasado húngaro, fueron registrados a nombre de Wilma Rosales Méndez, una empresa basada en Tarija, que presta servicios de importación, compra y venta de aeronaves de ala fija y rotatoria. Al tempo que provee repuestos para la actividad aeronáutica y también maquinaria dedicadas a la agricultura. ¿Los llegaremos a ver en vuelo? - Se agradece cualquier tipo de información adicional.

Detalle de las aeronaves
* cn. 7404303 Kamov Ka-26 (1974) - HA-MMY Repülögépes Nov-ll 14May74; MÉM Rep. Szolgálat 01Dic74; Air Serv. Hungary 01Ene90;  - Almacenado entre 1994/95; Dongó Kft. Sep2000; Fly-Coop Kft. es 2012; CP-3070 Wilma Rosales Méndez Nov 2016.
* cn. 7806308 Kamov Ka-26 - HA-MPJ MÉM Rep. Szolgálat 08Mar78; Air Serv. Hungary 01Ene90, almacenado 1994; Fly-Coop Kft. es 2010 - 2013; CP-3071 Wilma Rosales Mendez Nov2016.